Conservas Trevijano: Enteros Postales

Escrito por Rodolfo Barrón Marín.

 

 

A mediados del siglo XIX, las conservas de vegetales eran tan exóticas que no merecían la pena mencionarse, pero en 1848 se fundó en La Rioja la primera instalación de conservas vegetales de España a cargo de D. Prudencio Trevijano en la finca «Vista Alegre», sita a 10 km. de Logroño, en la que produjo únicamente, en una primera instancia, melocotón al natural para ser exportado a Cuba.

En 1860 Louis Pasteur explicó científicamente el proceso de appertización (procedimiento de conservación de los alimentos por esterilización en caliente efectuada dentro de recipientes herméticamente cerrados, inventado por el francés Nicolás Appert) y ese mismo año D. Pedro José Trevijano, hijo de D. Prudencio, instituye en Vista Alegre la Compañía Española de Alimentación de Trevijano, Armas y Cía., una sociedad mercantil con D. Luciano Armas y D. Gabino Michel. Aprovechando las infraestructuras de la finca anterior se dedican a la producción y comercialización de conservas vegetales. La Sociedad goza del capital necesario y pronto se convierte en una conservera de prestigio y de éxito consolidado que gana premios en las diferentes exposiciones nacionales e internacionales en las que participa y a la cual, por la calidad de sus productos, la reina Isabel II le concedió el honor de ser nombrada «proveedora de la Real Casa».

En 1887, Pedro José Trevijano, junto a su hijo Prudencio, legalizaron la marca de fábrica «Compañía Española de Alimentación», que se convirtió en el tránsito del siglo XIX al XX en una de las mayores industrias alimentarias de España.

El primer entero postal de origen privado (según Dieter Nentwich) apareció en España en 1892 por iniciativa del Sr. Francisco de Asís Fábregas, quien había patentado su idea de crear una carta-tarjeta impresa con anuncios, con fecha de concesión 19.12.1890. El 3 de junio de 1892, por un Real Decreto, recibió la autorización para hacer imprimir sus cartas-tarjetas por parte de la Fábrica Nacional del Timbre con el valor de 15 céntimos –diseño «Pelón» entonces vigente– correspondientes a la tarifa de carta interurbana. Son los primeros enteros postales que se emitieron a petición de un particular.

Conservas Trevijano se añadiría también a esta iniciativa como un vehículo para la propaganda de sus productos y a las láminas de publicidad de su bodega y catálogo, a la propaganda comercial en los periódicos de la época y a sus tarjetas y sobres comerciales (en el último número 14 de la revista 6 Cu@rtos de Afinet puede verse más información sobre este tema y múltiples piezas de estos ejemplos) añadió sus propios sobres timbrados de iniciativa privada con autorización oficial como el que mostramos en esta Imagen de la Semana: un Entero postal timbrado CERTIFICADO, enviado de Logroño a Valparaíso (Chile), con sello en seco de tarifa nacional de 15 c., tipo «Medallón» de Alfonso XIII y n.º de control A.0345921 grabado por la F.N.T. Se le añade un sello de 10 c. para completar la tarifa a Chile, más otro de 25 c. por los derechos del certificado, de la misma emisión 15.10.1909 (total del porte carta 25 cts. + Derecho Certificado 25 cts. = 50 cts.), matasellados con fechador de CERTIFICADO / 13 DIC. 11 / LOGROÑO; en el frente anotación indicando la ruta a seguir «VÍA ANDES» y marca del registro del certificado n.º 566. Esta carta circuló por vía del ferrocarril Castejón-Bilbao (Logroño a Miranda de Ebro), trasborda a la línea Irún-Madrid (Miranda a Salamanca) y trasborda a la línea de los ferrocarriles gallegos (Salamanca a Vigo). Embarca en Vigo y por vía marítima a Buenos Aires. Estaba encaminada por la Vía de los Andes para evitar el rodeo por el cabo de Hornos, por lo que circuló de Buenos Aires a Valparaíso por vía terrestre atravesando los Andes.

En el reverso de la carta la empresa mandó imprimir su propaganda con la leyenda: «P D. Ya cerrada esta carta nos permitimos hacerle saber que en todos los mercados donde se conocen son preferidas siempre las conservas “Trevijano”».

 

Podéis ver todos los artículos de la revista en el siguiente enlace: "Revista 6 Cu@rtos 14"

Vuestros comentarios y opiniones pinchando aquí.

 

6 CU@RTOS N.º 14 · REVISTA DIGITAL DE FILATELIA

Escrito por Jesús Retuerto Hernández.

Nuestra revista digital de filatelia 6 Cu@rtos de Afinet ha alcanzado ya una afianzada madurez que la convierte en un vehículo excelente para la difusión de los artículos sobre filatelia elaborados por nuestr@s soci@s.

  En esta ocasión presentamos el número 14 de la revista en una edición con unas mejoras en su maquetación que, sin perder la esencia tradicional de la misma, la acercan a un elegante ‘libro de artículos’.

Salvoconductos en la Guerra Civil

Escrito por Félix López López.

El uso del Salvoconducto o pase, era habitual durante la Guerra Civil española y eran expedidos por las Autoridades Militares o civiles. Los había tanto del bando nacional como del Republicano y fueron realizados para dificultar el movimiento de personas no afines al bando correspondiente, siendo necesarios si se movían de una provincia a otra.